Novedades de la ciencia: un estudio financiado por los NIH no encuentra relación entre la vacunación contra el COVID-19 previa a la concepción y el riesgo de aborto espontáneo

Martes, Noviembre 14, 2023
Una persona con guantes aplica una inyección en la parte superior de un brazo.
Crédito: Imagen de archivo

En un estudio financiado por los Institutos Nacionales de la Salud se encontró que, entre más de 1,800 mujeres que tenían previsto quedar embarazadas, las que recibieron al menos una dosis de la vacuna contra el COVID-19 antes del embarazo no tuvieron más probabilidades de sufrir un aborto espontáneo que las que no estaban vacunadas. Del mismo modo, no se observó un aumento del riesgo de aborto espontáneo entre unas 1,500 parejas, independientemente de que el varón se hubiera vacunado antes de intentar concebir. Los resultados ofrecen información útil sobre la seguridad de la vacunación para las parejas que desean tener hijos.

Jennifer J. Yland, Ph.D., Lauren A. Wise, Sc.D., de la Universidad de Boston, y sus colegas, llevaron a cabo el estudio. Aparece en Human Reproduction. Los fondos fueron proporcionados por el Instituto Nacional de Salud Infantil y Desarrollo Humano Eunice Kennedy Shriver y el Instituto Nacional de Alergias y Enfermedades Infecciosas de los NIH.

Antecedentes

Las personas embarazadas corren un mayor riesgo de padecer un cuadro grave de COVID-19 y de requerir hospitalización, cuidados intensivos o un respirador artificial para que las ayude a respirar. También corren un mayor riesgo de tener un parto prematuro y abortos espontáneos, así como de dar a luz a un feto muerto. Hay estudios que han demostrado que la vacunación contra el COVID-19 es eficaz para reducir la infección grave por SRAS-CoV-2 y disminuir las probabilidades de hospitalización. De igual modo, en varios estudios se demostró que la vacunación contra el COVID-19 al principio del embarazo no está asociada a un mayor riesgo de sufrir un aborto espontáneo. Aun así, a muchas personas les preocupa que la vacuna pueda aumentar el riesgo de aborto espontáneo.

Según los autores del estudio, en ningún estudio previo se ha analizado si puede haber un mayor riesgo de aborto espontáneo tras la vacunación contra el COVID-19 antes del embarazo, o si puede haber un mayor riesgo de aborto espontáneo si el varón de la pareja se ha vacunado.

En el estudio actual, los investigadores analizaron una base de datos con información médica de más de 1,800 participantes de Estados Unidos y Canadá que estaban intentando lograr un embarazo cuando se inscribieron en el estudio. Las participantes rellenaron un cuestionario en línea en el momento de la inscripción y cuestionarios de seguimiento cada ocho semanas hasta que lograron el embarazo o dejaron de intentar concebir. Al inscribirse, las participantes también indicaron si se habían vacunado contra el COVID-19, junto con las fechas en que se vacunaron. Las participantes de entre 21 y 45 años que concibieron presentaron cuestionarios sobre su estado de salud a las 9 y 32 semanas de embarazo. Aproximadamente 1,500 participantes rellenaron cuestionarios que contenían información sobre si el varón de la pareja se había vacunado.

Resultados

Entre las participantes, el 75% había recibido al menos una dosis de la vacuna contra el COVID-19 antes de la concepción, y el 25% no se había vacunado. Aproximadamente el 25% de las participantes sufrió abortos espontáneos. Las personas vacunadas no tuvieron más probabilidades de sufrir un aborto espontáneo que las no vacunadas. Entre las que tuvieron abortos espontáneos, el 26.6% no se había vacunado, el 23.9% había recibido una dosis de una vacuna de dos dosis antes de la concepción y el 24.5% había recibido las dos dosis de una vacuna de dos dosis antes de la concepción.

De las aproximadamente 1,500 parejas de las que se disponía de información sobre la vacunación del varón, el 22.5% sufrió un aborto espontáneo. En las parejas en las que el varón recibió al menos una dosis de una vacuna, el 23% de los embarazos acabó en aborto espontáneo. En las parejas en las que el varón no estaba vacunado, el 21.1% de los embarazos acabó en aborto espontáneo, una diferencia que no era estadísticamente significativa.

Datos relevantes

Los autores concluyeron que, según su estudio, no existe relación entre la vacunación contra el COVID-19 antes de la concepción y el aborto espontáneo. Agregaron que esta información puede ser útil para las parejas que están buscando un embarazo.

Referencia

Yland JJ, et al. A prospective cohort study of preconception COVID-19 vaccination and miscarriage. Human Reproduction. 2023.

arriba de paginaARRIBA