¿Qué son las irregularidades menstruales?

Para la mayoría de las mujeres, un ciclo menstrual normal oscila entre 21 y 35 días.1 Sin embargo, del 14 % al 25 % de las mujeres tienen ciclos menstruales irregulares, lo cual significa que son más cortos o más largos de lo normal, más abundantes o menos intensos de lo normal o que se experimentan con otros problemas, como calambres abdominales.2 Los ciclos irregulares pueden ser ovulatorios, lo cual significa que ocurre la ovulación, o anovulatorios, lo cual significa que no ocurre la ovulación.

Las irregularidades menstruales más comunes incluyen las siguientes:

  • Amenorrea o períodos menstruales ausentes:3,4,5,6 Cuando al llegar a los 16 años una mujer todavía no tuvo su período o deja de tenerlo durante al menos 3 meses sin estar embarazada.
  • Oligomenorrea o períodos menstruales poco frecuentes: Períodos que ocurren con más de 35 días entre uno y otro.4
  • Menorragia o períodos menstruales abundantes:3,4,7 También se llama sangrado excesivo. Si bien el sangrado anovulatorio y la menorragia a veces se agrupan juntos, no tienen la misma causa y requieren pruebas de diagnóstico diferentes.7
  • Sangrado menstrual prolongado: Sangrado que supera los 8 días de duración de forma regular.4
  • Dismenorrea: Períodos dolorosos que pueden incluir calambres menstruales intensos.8

Otras irregularidades menstruales son las siguientes:

  • Polimenorrea: Períodos menstruales frecuentes que se presentan con menos de 21 días entre uno y otro.4
  • Períodos menstruales irregulares con una variación ciclo a ciclo de más de 20 días.4
  • Sangrado menstrual acortado, que dura menos de 2 días.4
  • Sangrado intermenstrual: Episodios de sangrado que ocurren entre los períodos, también conocidos como manchado.4

Citas

Cerrar Citas
  1. American College of Obstetricians and Gynecologists (ACOG). (2012). FAQ: Abnormal uterine bleeding. Obtenido el 24 de mayo de 2016 en https://www.acog.org/patient-resources/faqs/gynecologic-problems/abnormal-uterine-bleeding en el contenido de Inglés Notificacion de salida
  2. Whitaker, L., & Critchley, H. O. D. (2016). Abnormal uterine bleeding. Best Practice & Research Clinical Obstetrics & Gynaecology, 34, 54–65. Obtenido el 23 de junio de 2016 en http://www.sciencedirect.com/science/article/pii/S1521693415002266 en el contenido de Inglés Notificacion de salida
  3. Sweet, M. G., Schmidt-Dalton, T. A., Weiss, P. M., & Madsen, K. P. (2012). Evaluation and management of abnormal uterine bleeding in premenopausal women. American Family Physician, 85, 35–43.
  4. Munro, M. G., Critchley, H. O., & Fraser, I. S. (2012). The FIGO systems for nomenclature and classification of causes of abnormal uterine bleeding in the reproductive years: Who needs them? American Journal of Obstetrics and Gynecology, 207(4), 259–265.
  5. Master-Hunter, T., & Heiman, D. L. (2006). Amenorrhea: Evaluation and treatment. American Family Physician, 73, 1374–1382.
  6. Practice Committee of the American Society for Reproductive Medicine. (2008). Current evaluation of amenorrhea. Fertility and Sterility, 90, S219–S225. doi:10.1016/j.fertnstert.2008.08.038.
  7. Apgar, B. S., Kaufman, A. H., George-Nwogu, U., & Kittendorf, A. (2007). Treatment of menorrhagia. American Family Physician, 75, 1813–1819.
  8. French, L. (2005). Dysmenorrhea. American Family Physician, 71, 285–291.
arriba de paginaARRIBA