¿Cómo diagnostican los médicos la enterocolitis necrosante (NEC por sus siglas en inglés)?

Determinados síntomas, como la incapacidad para tolerar los alimentos, la sangre en las heces o la distención abdominal, podrían indicar la presencia de NEC. La enfermedad suele confirmarse mediante una radiografía abdominal. Si la radiografía revela algo que parece "burbujas" en la pared del intestino o aire por fuera del intestino del bebé (en la cavidad peritoneal), se confirma el diagnóstico.1  Otros signos que pueden observarse mediante la radiografía incluyen aire en una vena del hígado llamada vena porta, hinchazón de los intestinos o ausencia de gas en el abdomen.

Otras pruebas útiles incluyen buscar sangre en la materia fecal del bebé. De ser necesario, el profesional de la salud puede usar un químico que revela la presencia de sangre no visible para el ojo humano.

Además, los profesionales de la salud podrían analizar la sangre del bebé para detectar una infección, lo que podría sugerir la presencia de NEC. También pueden realizar un análisis de sangre para detectar la presencia de ácido láctico, que podría indicar si el cuerpo está o no recibiendo oxígeno suficiente o si hay una infección, lo cual aumenta el ritmo metabólico y la producción de ácido láctico.2

Los análisis de sangre y las pruebas de sangre en las heces, junto con una radiografía abdominal, pueden ayudar al profesional de la salud a determinar la gravedad de la enfermedad.


  1. Kids Health. (2011).Necrotizing enterocolitis. Obtenido el 1° de agosto de 2012 de http://kidshealth.org/parent/medical/digestive/nec.html en el contenido de Inglés Notificaciόn de salida
  2. MedLinePlus. (2011).Necrotizing enterocolitis. Obtenido el 1° de agosto de 2012 de http://www.nlm.nih.gov/medlineplus/ency/article/001148.htm en el contenido de Inglés

« ¿Cuántos bebés tienen la 
enfermedad o corren riesgo de tenerla?
¿Cuáles son los tratamientos? »

arriba de paginaARRIBA