Terapia de atención conjunta para el autismo

Las investigaciones muestran que muchas personas con autismo tienen dificultades con la atención conjunta, que es la capacidad de compartir la concentración en un objeto o área con otra persona. Algunos ejemplos de habilidades de atención conjunta son seguir la mirada de una persona o un dedo que señala para mirar algo.

La atención conjunta es importante para el aprendizaje de la comunicación y el lenguaje.  La terapia para mejorar la atención conjunta se centra en mejorar habilidades específicas relacionadas con la atención compartida,1 como por ejemplo:

  • Señalar
  • Mostrar
  • Coordinar miradas entre una persona y un objeto

Las mejoras logradas a partir de estos tratamientos pueden durar años.

Citas

Citas Abiertas
  1. Kasari, C., Gulsrud, A. C., Wong, C., Kwon, S., & Locke, J. (2010). Randomized controlled caregiver mediated joint attention intervention for toddlers with autism. Journal of Autism and Developmental Disorders, 40(9), 1045–1056. 
arriba de paginaARRIBA